Telefónica cobrará 50 céntimos a todos sus clientes por el servicio de identificación de llamadas.

El pasado mes de abril, la operadora informó que sólo cobraría a los clientes que no tuvieran

contratado ADSL, sin embargo el ex monopolio ha decidido que todos los clientes

paguen un incremento del 3,6% en la cuota de abono actual.

A partir del 15 de noviembre entrará en vigor el nuevo concepto en la factura.

Un saludo: troyano66

Fuente: barrapunto